email telefono contacto

Dropshipping: Qué es y por dónde empezar

En el terreno del comercio electrónico, el dropshipping supone un método intrigante para aquellos que buscan emprender sin complicarse la vida con cuestiones logísticas.

Ahora bien, a pesar de la creencia popular, el modelo de negocio de dropshipping no es sencillo de gestionar. Vendes los productos de otro para llevarte una comisión, pero hay inconvenientes, dificultades y tareas de gestión que tendrás que realizar a diario. ¡Puede darte mucho chollo!

En este post veremos lo que es el dropshipping, cómo funciona exactamente, sus ventajas y desventajas y, lo más importante, cómo empezar a hacer dropshipping paso a paso. En un solo artículo tienes todo lo que necesitas saber para iniciar tu propia tienda electrónica.

Dropshipping: Qué es y por dónde empezar 1
¡Suscríbete al boletín!

No te enviaremos spam, lo prometemos. Enviamos a nuestros suscriptores contenido sobre WordPress, hosting, marketing digital y programación.

+ Información básica sobre protección de datos

¿En qué consiste el modelo de negocio de dropshipping?

Dropshipping que es

El dropshipping es un modelo de negocio en el que el vendedor no mantiene los productos en stock, sino que transfiere los pedidos de los clientes y los datos de envío al fabricante, a un mayorista o a otro minorista que sí tenga los productos en su inventario. De este modo, en lugar de tener que gestionar el almacenamiento, el embalaje y el envío de los productos, el dropshipper se centra en la comercialización y la venta de los productos.

El modelo de negocio de dropshipping presenta ventajas que después te detallaré. Por ahora, quédate con que hay una seria reducción de los costes operativos, ya que el dropshipper no necesita invertir para hacerse con un stock significativo ni tampoco tiene que preocuparse por problemas logísticos. Además, el dropshipping permite ofrecer una amplia variedad de productos sin tener que gestionar un enorme almacén.

Eso sí….

A pesar de todas sus ventajas, un negocio de dropshipping también tiene inconvenientes. El vendedor puede tener problemas con el control de calidad y con tiempos de envío variables, ya que no tiene control directo sobre estos aspectos. Además, la competencia es intensa y la rentabilidad depende en gran medida de la eficiencia que se alcance y de la gestión de los proveedores.

En resumen, el dropshipping es un modelo de negocio muy flexible que requiere una gestión cuidadosa si no quieres que se te desmadre rápidamente.

Ojo: Hablamos de dropshipping, que es distinto de un ecommerce

dropshipping vs ecommerce

Para que entiendas la diferencia, un comercio electrónico tradicional implica que el vendedor compra y almacena el stock de productos que ofrece. Asimismo, es responsable de gestionar el almacenamiento, el embalaje y el envío de todos esos productos. En este modelo, el comerciante asume el riesgo financiero de su inversión en el inventario y espera vender esos productos para obtener ganancias.

Pero el dropshipping opera de manera diferente.

Como te decía más arriba, en un negocio de dropshipping, el vendedor no mantiene un inventario físico. En lugar de ello, cuando un cliente realiza una compra en la tienda, el comerciante adquiere el producto a un proveedor o mayorista, que es quien se encarga de enviar el producto al cliente en su nombre.

El minorista de dropshipping no tiene que preocuparse por el almacenamiento ni por los costes de mantenimiento del stock.

Por lo tanto, la principal diferencia entre un e-commerce tradicional y un dropshipping radica en la gestión del inventario y la logística. Ambos modelos tienen ventajas y desventajas, por lo que la elección dependerá de los objetivos y recursos que tengas.

¿Cómo funciona el dropshipping en comercio electrónico?

Cómo funciona el dropshipping

El proceso de compraventa en un modelo de dropshipping simplifica la gestión de inventario y envíos, pero vas a ver que es crucial mantener una comunicación eficiente con los proveedores y brindar atención al cliente de calidad si quieres que tus compradores estén satisfechos.

Veamos el proceso de compraventa en un modelo de dropshipping paso a paso, para que entiendas exactamente cómo funciona:

  1. El usuario completa una compra en tu tienda online: Con total normalidad, un usuario visita tu e-commerce, selecciona los productos que le interesan y completa el proceso de pago.
  2. Tú, como vendedor, le transfieres ese pedido a tu proveedor: Como no tienes un stock de productos propio, como comerciante de dropshipping te toca transferir el pedido y los datos personales del cliente a tu proveedor o mayorista. Puedes hacerlo manualmente o de manera automatizada (hay herramientas y sistemas que puedes utilizar).
  3. Pagas al proveedor: Entonces, le pagas al proveedor mayorista el coste del producto y, si es necesario, los gastos de envío asociados.
  4. Tu proveedor le envía el producto al comprador: El mayorista será el responsable de embalar, etiquetar y enviar el producto directamente al cliente en tu nombre. Utilizará la dirección de envío proporcionada por el cliente durante la compra.
  5. Actualizas el estado del pedido: Llegados a este punto, ya puedes actualizar el estado del pedido y darle al cliente la fecha de entrega estimada.
  6. Haces un seguimiento del envío: Es opcional, pero conviene proporcionar al comprador un número de seguimiento para que pueda rastrear la ubicación del paquete a medida que se desplaza hacia su destino.
  7. El cliente recibe el producto: En caso de que quiera hacer una devolución, tendrás que gestionarla según tu política de devoluciones y coordinarte con tu proveedor, si es necesario.

Ventajas del dropshipping

Ahora que ya sabes lo que es el dropshipping y cómo funciona, te imaginarás cuáles son algunas de las ventajas que ven los comerciantes que crean este tipo de negocio. ¡No es casualidad que se haya popularizado tanto en el mundillo del comercio electrónico!

No creas que exagero: el dropshipping es responsable de más del 20% de las ventas de e-commerce.

Ahora, no te quedes solo con lo bueno (que te lo diré ahora mismo). El dropshipping tiene ventajas y desventajas (que también las veremos). Como vendedor, debes evaluar cuidadosamente si el dropshipping es la mejor opción para sus objetivos comerciales.

Aquí tienes algunas de sus principales ventajas:

  • Bajos costes iniciales y menor riesgo económico: Al no ser necesaria una fuerte inversión en inventario, almacenamiento ni gestión de almacén, se reducen drásticamente los costes iniciales asociados con la puesta en marcha del negocio. Tampoco corres el riesgo de perder dinero por no gestionar bien el inventario o por acabar con el almacén lleno de productos no vendidos.
  • Flexibilidad de ubicación: Crear una tienda online de dropshipping tiene la ventaja de que podrás gestionarla desde cualquier lugar donde tengas conexión a internet.
  • Enorme variedad de productos: Como minorista, podrás ofrecer una amplia gama de productos sin tener que preocuparte por mantener un inventario físico. Puedes experimentar con diferentes nichos, productos y proveedores sin correr el riesgo de quedarte con inventario sin vender.
  • Escalabilidad: El modelo de dropshipping facilita la escalabilidad del negocio, ya que no hay limitaciones físicas en términos de espacio. A medida que aumentan las ventas, los vendedores pueden ampliar su catálogo de productos y crecer de manera más flexible.

Desventajas del dropshipping

Desventajas del dropshipping

Como te decía antes, aunque el dropshipping ofrece diversas ventajas, también presenta inconvenientes que tendrás que tener en cuenta si te estás planteando crear un sitio web para vender online con este método.

Cabe mencionar que muchas de las desventajas del dropshipping se reducen significativamente si eliges bien a tus proveedores. Más abajo hablaremos más sobre este tema.

Sin más rodeos, veamos las desventajas del dropshipping.

  • Margen de beneficio reducido: Debido a que los vendedores de dropshipping no compran productos al por mayor, su margen de beneficio no se puede comparar con el de los comerciantes se hacen con un gran volumen de stock de una sola vez (a mucho mejor precio).
  • Dependencia de proveedores: La calidad y la fiabilidad de los proveedores es lo que va a determinar si tu dropshipping tiene éxito o fracasa estrepitosamente. Depender completamente de terceros te traerá problemas si tus proveedores fallan en la entrega o dejan de tener disponibilidad para ti.
  • Problemas de control de calidad: Los comerciantes de dropshipping no tienen control directo sobre la calidad de los productos. Si un cliente recibe un producto defectuoso o de baja calidad, la reputación de tu empresa podría verse afectada.
  • Menos control sobre el stock: Es común que te enfrentes a situaciones en las que los productos que has anunciado como disponibles no lo están, lo que provocará retrasos en los tiempos de entrega y clientes insatisfechos. En general, vas a tener menos control sobre todos los aspectos de la experiencia del cliente, eso es un hecho.
  • Competencia agresiva: Dado que el modelo de dropshipping es accesible para casi todo el mundo, la competencia es intensa. Hay muchos sitios web de comercio electrónico que ofrecen productos similares, lo que te pondrá difícil destacar.
  • Problemas con el envío internacional: Si tus proveedores están ubicados en otros países, pueden surgir problemas relacionados con plazos de entrega más largos, gastos de envío elevados y posibles complicaciones aduaneras.

Cómo hacer dropshipping: Por dónde empezar

Ahora que ya sabes exactamente lo que es el dropshipping y cómo funciona este método de venta en línea, así como sus ventajas y desventajas, vamos a ver cómo hacer dropshipping paso a paso, desde la elección de nicho hasta el marketing.

¿Preparado?

Encuentra tu nicho de mercado

Un nicho de mercado es una porción específica de un mercado más amplio que tiene necesidades o características particulares que no están siendo atendidas. Para identificar un nicho adecuado, es fundamental realizar una investigación de mercado exhaustiva, analizando las tendencias actuales, la demanda del consumidor y haciendo un benchmarking de la competencia.

Puede ser buena idea empezar centrándote en algo que te apasione o en lo que tengas un interés especial, ya que entonces te será más fácil poner la dedicación y el entusiasmo necesarios para construir y gestionar tu tienda en línea a largo plazo.

Aun así, debes evaluar si existe viabilidad comercial: pregúntate si hay suficiente demanda en ese nicho y si hay espacio para destacar entre tus rivales. Busca nichos que tengan una audiencia específica pero lo suficientemente grande como para generar ventas consistentes. ¡Están ahí fuera!

Ah, y ten en cuenta no solo los productos que ofreces, sino también la historia que cuentas y la experiencia que proporcionas. Estos factores de un negocio de dropshipping son los que puede marcar la diferencia en un mercado competitivo.

Elige los productos que vas a vender

Productos para vender en dropshipping

Aquí hay que recordar varios factores. En primer lugar, es importante alinear la selección de productos con el nicho de mercado que has identificado previamente. ¿Qué quiero decir con esto? Que los productos deben satisfacer las necesidades y deseos específicos del público objetivo.

Mide también la demanda y popularidad de los productos en el mercado. Puedes utilizar herramientas de análisis de queries, estudio de tendencias y examen de la competencia para identificar productos que tengan demanda y potencial para generar ventas consistentes.

Otro enfoque estratégico es ofrecer productos complementarios o accesorios que puedan aumentar el valor percibido de la compra para el cliente. Tampoco olvides el valor de la exclusividad: si es posible, busca productos únicos o con características distintivas que te ayuden a diferenciarte.

Por último, ten en cuenta la rentabilidad. Calcula los costes totales (precios de compra, gastos de envío, tasas, etc.) para asegurarte de que tu margen de beneficio sea el que esperas.

Selecciona a los proveedores adecuados

En primer lugar, fíjate en su capacidad de organización y eficiencia. Los mejores proveedores cuentan con personal competente (que sabrá asesorarte) y sistemas de gestión sólidos que evitan errores al completar los pedidos. Para descartar a los que no cumplen este requisito, lo mejor es realizar pedidos de prueba y evaluar cómo manejan la gestión de pedidos, la prontitud de envío, la calidad de la producción y la precisión de las descripciones de los productos.

Otro aspecto positivo de un fabricante o proveedor es que acepte que hagas pedidos por correo electrónico. Si puedes evitar tener que hacer pedidos por teléfono o manualmente a través de su sitio web, mejor que mejor.

Los mejores proveedores también asignan responsables de atención al cliente especializados a cada cuenta. Tu representante de ventas se convertirá en el punto de contacto más veloz para resolver cualquier consulta, agilizando todo el proceso y evitando complicaciones.

Por si te sirve de ayuda, algunos proveedores de dropshipping de renombre son Doba, Worldwide Brands, Wholesale Central, SaleHoo, Alibaba, AliExpress o Sunrise Wholesale.

Evita a proveedores fraudulentos

Ojo con los fabricantes o mayoristas «falsos». Muchas veces, las empresas de dropshipping legítimas no cuentan con estrategias de marketing llamativas, por lo que puede ser difícil llegar a conocerlas. Para dar con buenos proveedores, hay que descartar a los que tienen red flags para parar un carro.

¿Te digo algunas de las más fáciles de identificar?

Para empezar, tu proveedor no debería ponerte problemas para procesar pedidos en pequeñas cantidades. Es habitual que te cobren tarifas por hacer pedidos mínimos, por eso no te alarmes, pero si un proveedor te exige que hagas grandes compras por sistema, esquívalo porque tú eres un dropshipper y eso no es lo que estás buscando. Huele a podrido, vamos.

Si pretenden cobrar tasas por todo, huye también. Ni costes previos a la realización de pedidos ni tasas mensuales, no dejes que te tomen el pelo. En general, desconfía de los proveedores que exigen pagos significativos por adelantado: un proveedor legítimo deberá tener condiciones de pago razonables y transparentes.

Por otra parte, si los precios ofrecidos por el proveedor son significativamente más bajos que los de la competencia, sé cauteloso. Si un precio es demasiado bueno para ser verdad, quizá el proveedor sea un fraude o los productos sean de baja calidad.

Por último, si venden al público general supuestamente a precio de mayorista, mala señal. Seguramente sea otro dropshipper haciéndose pasar por lo que no es.

Crea tu tienda online de dropshipping

Tienda de dropshipping

Elige una plataforma de comercio electrónico que sea compatible con el modelo de dropshipping. Yo te recomiendo que contrates un hosting WordPress y crees tu sitio web usando WooCommerce. Básicamente, porque vas a poder personalizar aspectos como el diseño, la estructura y los métodos de pago a tu gusto.

Asegúrate de optimizar las descripciones de productos y las imágenes de tu tienda para atraer a los clientes y proporcionar información clara sobre los productos que ofreces.

Automatiza procesos siempre que sea posible. Utiliza herramientas y aplicaciones que te permitan gestionar pedidos, realizar seguimientos de inventario y automatizar tareas repetitivas. Te ayudará a ahorrar tiempo y a mejorar la eficiencia operativa de tu negocio.

Y, sobre todo, tienes que proporcionar un excelente servicio de atención al cliente. Responde rápidamente a consultas y problemas, porque la satisfacción del cliente es crucial para el éxito de tu tienda de dropshipping. Si pones atención a este paso, podrás hacer crecer tu negocio de dropshipping a largo plazo.

Promociona tu sitio web

Empieza por establecer una presencia sólida en las redes sociales. Dependiendo de tu público objetivo, crea perfiles en plataformas como Facebook, Instagram y Pinterest. Publica contenido de forma regular e incluye imágenes atractivas de tus productos.

Implementa estrategias de marketing de contenidos, creando un blog en tu tienda online y produciendo contenido relevante y útil para tu audiencia. Publica artículos, guías, tutoriales y otros recursos que puedan atraer a tus clientes potenciales. Recuerda que todo debe estar optimizado para los motores de búsqueda, ¡no pierdas de vista el SEO!

Ante todo, utiliza el marketing por correo electrónico de manera efectiva. Construye una lista de suscriptores ofreciendo descuentos, contenido exclusivo o recursos gratuitos. Envía emails regulares con actualizaciones de productos, ofertas especiales y contenido relevante para mantener a tus clientes informados e interesados en tu tienda.

También puedes usar plataformas publicitarias de pago, como Google Ads y Facebook Ads, para llegar a audiencias específicas. Te aconsejo que segmentes tus anuncios según la demografía, los intereses y el comportamiento de compra del público al que quieres llegar.

Si puedes permitírtelo, busca influencers relevantes que tengan seguidores en tu público objetivo y establece colaboraciones. Pueden realizar reseñas de productos, compartir contenido relacionado con tu tienda o participar en campañas específicas para aumentar la exposición de tu marca.

¿Vas a probar suerte con el dropshipping?

Aventurarse a hacer dropshipping puede ser un camino emocionante y lleno de posibilidades para aquellos que buscan meter la patita en el mundillo del comercio electrónico evitando, al mismo tiempo, las complicaciones tradicionales.

Sin embargo, como en cualquier emprendimiento, el éxito en el dropshipping requiere de una planificación cuidadosa. Antes de lanzarte de lleno, asegúrate de haber identificado un nicho de mercado sólido, seleccionado proveedores fiables y dibujado un plan de marketing realista.

El dropshipping puede ofrecerte flexibilidad y oportunidades, pero el compromiso y la dedicación los tienes que poner tú. ¿Vas a dar el salto al dropshipping?

Andrea Barreiro
Andrea Barreiro

Técnico de marketing online en el sector del hosting desde 2012. Invierte el tiempo en leer mucho, subir montes e intentar que Bowie no se coma el sofá.

Artículos relacionados

Si te ha gustado este post, aquí tienes otros que pueden ser de tu interés. ¡No dejes de aprender!

Tenemos 0 comentarios en "Dropshipping: Qué es y por dónde empezar"
Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Vienes de otro proveedor?

¡Ningún problema! Te migramos gratis y sin cortes
cohete raiola